La Concejalía de Servicios Sociales ha gestionado entre enero y mayo 1.309 ayudas municipales en diversos conceptos, tales como equipamientos básicos, vivienda, luz o agua, destacando que prevalece a la hora de pedir las ayudas el concepto de subsistencia, es decir, cubrir las necesidades básicas para las familias. El importe al que asciende las ayudas otorgadas hasta la fecha asciende a más de 450.000 euros.

La demanda sigue en aumento porque la crisis sanitaria ha derivado en una crisis económica y social que afecta sobre todo a familias vulnerables. La demanda principalmente tiene que ver con necesidades básicas, desde el pago del alquiler, a la luz o agua, pero el Ayuntamiento no deja a nadie atrás, y estamos ahí para ayudar en lo que nos necesiten”, ha dicho la vicealcaldesa y concejal del Área de Bienestar Social, Noelia Arroyo.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, aceptas el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad